La Mastectomía

La Mastectomía

La mastectomía es un procedimiento quirúrgico para la remoción de una o ambas mamas, que, la mayoría de las veces, está indicada para personas diagnosticadas con cáncer, y puede ser parcial, cuando sólo una parte del tejido se quita, total, cuando la mama se retira por completo o, incluso, radical, cuando, además de la mama, se retiran músculos y tejidos cercanos que pueden haber sido afectados por el tumor.

Además, la mastectomía también puede ser preventiva, para disminuir el riesgo de que la mujer desarrolla el cáncer de mama, o puede tener un propósito estético, en el caso de cirugía con intención masculinizadora, por ejemplo.

Tipos de Mastectomía

Para cada objetivo que se desea alcanzar con la retirada de la mama, puede ser hecho un tipo de cirugía, que es elegido por el mastólogo o cirujano plástico, de acuerdo con cada caso. Los principales tipos son:

1. Mastectomía parcial

También llamada cuadrantectomía o sectorectomía, es una cirugía para la remoción de un nódulo o tumor benigno, con parte del tejido alrededor, sin la necesidad de retirada total de la mama.

En esta cirugía, pueden o no ser retirados algunos ganglios cercanos de la mama, para evitar el riesgo del nódulo volver.

2. Mastectomía total o simple

En la mastectomía total se retiran las glándulas mamarias por completo, además de la piel, la aréola y el pezón. Es más indicada en el caso de un tumor pequeño, descubierto precozmente y bien localizado, sin el riesgo de haberse dispersado por regiones alrededor.

En este caso también es posible retirar o no los ganglios en la región de la axila, para disminuir el riesgo del tumor de volver o de propagarse.

3. Mastectomía radical

En la mastectomía radical, además de la retirada de toda la mama, también se quitan los músculos que se localizan debajo de ella y los ganglios de la región de la axila, estando indicada para los casos de cáncer con riesgo de diseminación.

Existen variantes de esta cirugía, conocidas como mastectomía radical modificada de Patey, en que el músculo pectoral mayor se mantiene, o mastectomía radical modificada de Madden, cuando ambos músculos pectorales mayor y menor son preservados.

4. Mastectomía preventiva

La mastectomía preventiva se hace para evitar el desarrollo del cáncer, y está indicada solamente para mujeres con el riesgo muy elevado de esta enfermedad, como aquellas que tienen antecedentes familiares importantes o que tienen alteraciones genéticas que pueden causar el cáncer, conocidas como BRCA1 y BRCA2.

Esta cirugía se realiza de forma similar a las mastectomías total o radical, retirando toda la mama, los ganglios cercanos y, en algunos casos, los músculos alrededor. Generalmente, se realiza la cirugía bilateral, pues, en estos casos, el riesgo de desarrollo del cáncer es similar en ambas mamas.

5. Otros tipos de mastectomía

La mastectomía masculina o masculinizadora es un tipo de cirugía plástica hecha con la intención de dar una apariencia masculina al tórax de una mujer. Así, en esta cirugía, se hace la retirada de las mamas, que puede ser por técnicas diferentes, decididas por el cirujano plástico, a depender del tamaño y tipo de los senos de cada mujer.

La mastectomía también puede ser realizada en casos de cáncer de mama en el hombre, lo que ocurre de forma más rara, y las cirugías se hacen de la misma forma que en la mujer, a pesar de que el hombre tiene mucho menos glándulas.

También existen las cirugías estéticas de la mama si se conocen como mamoplastia, que puede tener la intención de reducir, aumentar el mejorar la apariencia de las mamas.

Como es el postoperatorio

La cirugía de retirada de mama es una cirugía de aproximadamente 60 a 90 minutos, con anestesia raquídea o general.

La recuperación después del procedimiento es rápida, pudiendo ser necesario 1 a 2 días de internación, a depender del tipo de cirugía y si fue bilateral o unilateral.

Se puede dejar un drenaje, para que la secreción producida en los primeros días después del procedimiento sea retirada, que debe quedar atrapada y bien acomodada a la ropa para que no sea tirada accidentalmente. Este dren debe ser vaciado aproximadamente 2 veces al día, con anotación de la cantidad drenada para informar al médico en la consulta de retorno.

Además, algunas recomendaciones que se deben seguir en el postoperatorio son:

  • Tomar los medicamentos analgésicos o antiinflamatorios, prescritos por el médico, en caso de dolor;
  • Ir a la consulta de retorno, generalmente programada después de 7 a 10 días del procedimiento;
  • No tomar peso, conducir o hacer ejercicios durante este período o hasta la liberación médica;
  • En contacto con el médico en caso de fiebre, dolor fuerte, enrojecimiento o hinchazón en el lugar de la cirugía o en el brazo del lado operado;

En las cirugías con retirada de los ganglios linfáticos, la circulación del brazo correspondiente puede quedar comprometida, y ésta es más sensible, siendo importante protegerlo bien de lesiones, quemaduras y evitar esfuerzos excesivos.

Después del procedimiento, es importante que el tratamiento se continúe con fisioterapia, que ayudará a mejorar los movimientos de los brazos, la circulación y disminuir las contracciones causadas por la cicatrización.

El Cuidado de Enfermería con Pacientes Mastectomizados

El período de recuperación de pacientes en tratamiento es muy importante y varía de acuerdo con las características individuales, la extensión de la enfermedad y el tratamiento recibido. Es el deber de la Enfermería seguir los principios básicos en el cuidado del cuidado, con un paciente mastectomizado internado y en POI (Post Operatorio Inmediato).

Cabe al equipo de Enfermería:

– Mantener el brazo del paciente 20 cm lejos del cuerpo y la mano, puño y codo del lado operado apoyados sobre una almohada, de modo que queden más altos que el hombro para evitar hinchazón y disminuir la tensión.

– Con la ayuda de la fisioterapia, incentive los movimientos suaves de dedos, puño, codo y hombro tan pronto como el médico del paciente lo permita.

– Es necesario y sano incentivar la respiración profunda para aumentar el movimiento del tórax, ayudar en la relajación y la reducción de las tensiones del cuerpo y la mente.

– El paciente puede permanecer de 2 a 5 días internado, período en que puede quedarse con las piernas flexionadas y elevadas en el lecho, conforme orientación médica. Es importante no forzar el hombro del lado operado en los primeros días, pero los codos y la mano se pueden mover normalmente.

– Evitar realizar cualquier procedimiento en el lado del miembro donde se realizó la mastectomía! ¿Usted ya debe haber oído hablar del monstruoso llamado linfedema, no es? (es una hinchazón que ocurre en el brazo sometido al vaciamiento axilar). En este brazo evite la aplicación de inyecciones, punciones venosas o arteriales, o recolección de sangre para exámenes, medición de presión arterial, carga de peso, lesiones y traumas y exposición prolongada al sol sin usar filtros solares.

– Atentar para cualquier sangrado fuera de lo común, comunicar al médico si esto ocurre.

– Si el paciente se mantiene con el drenaje de la cirugía:

  • Mantenga el drenaje siempre atado a la ropa;
  • Utilice ropa más amplia para acomodar bien el drenaje;
  • Vaciar el colector dos veces al día (por la mañana y por la tarde). No se olvida de anotar la cantidad de secreción que salió;

– Para vaciar el drenaje

  • Lave bien las manos con agua y jabón;
  • Pinza el tubo;
  • Vaciar la bolsa sanfonada dentro de un frasco graduado;
  • Apriete y tapar la bolsa sanfonada y suelte el pinzador del tubo;
  • Compruebe y anote la cantidad de secreción y aspecto;
  • Juega fuera la secreción;
  • Lávese las manos.
Anúncios