Jeringas: Tipos e indicaciones

Jeringas

Las jeringas son equipos utilizados por profesionales del área de la salud para insertar sustancias líquidas por vías: intravenosa, intramuscular, intracardíaca, intratecal, subcutánea, intradérmica e intramuscular.

Sin embargo, siendo también muy utilizada para retirar sangre y etc, se trata de un dispositivo que antiguamente era producido en vidrio, y hoy en día con material plástico, siendo que esta primera forma era bastante usual y por la dificultad de esterilizar la jeringa, ocasionando grandes problemas con contaminación, infecciones cruzadas, fue descontinuada su fabricación, siendo así la más utilizada las jeringas de un solo uso, de material plástico, y desechables.

¿Cómo se forma el cuerpo de una jeringa?

Los componentes básicos de una jeringa son:

  • El pivote: Es el lugar donde se conecta la aguja;
  • El émbolo: Está hecho de material de goma, cuyo papel es sellar la medicación internamente, para que no fluye por el cuerpo de la jeringa, y al empujarla, la misma auxilia a inyectar la medicación;
  • El cuerpo: Es el lugar que será llenado por la medicación u otro líquido;
  • El vástago: Es donde tiramos para aspirar empujamos para inyectar;
  • La empuñadura: Es donde llevamos, para realizar la introducción de la medicación.
  • Las líneas de graduación: Está formado por líneas, para ayudar en la dosificación que es necesario para tales medicamentos.

Los tipos de pivote

¿Sabías que hay dos tipos de pivote en el mercado?

Podemos encontrar jeringas tipo Luer Lock y Luer Slip que nada más es jeringas con puntas roscadas o con puntas bicudas.

La jeringa de pivote Luer Slip tiene un diseño que permite el encaje facilitado de la aguja y promueve durante la manipulación el encaje en catéteres, aplicaciones de vacuna, colecta de sangre, e incluso en catéteres periféricos, además de infusión de medicamentos líquidos y menos viscosos.

Diferente de la jeringa de pivote Luer Lock que presenta en su punta una rosca doble dificultando desprendimiento de la aguja, proporcionando así mayor seguridad durante la manipulación de la aguja en el cuerpo humano.

Especialmente cuando se administran medicamentos oleosos tanto en vías subcutáneas, como musculares o intravenosas.

Por supuesto, la preferencia por el tipo de conexión a ser usada independientemente del procedimiento, es individual para cada profesional o por la institución en los protocolos asistenciales, siendo que pocos procedimientos son efectivos como sólo ciertos tipos de jeringa.

¿Qué graduaciones las jeringas tienen y para qué indicaciones ellas tienen?

Las graduaciones de las jeringas son variadas y se pueden encontrar en forma de:

  • La jeringa de 1 ml: Se utiliza generalmente para la insulina intradérmica y subcutánea, la jeringa de 1 ml se divide en 100 partes iguales que corresponden a 1 a 100 por 1 ml = 100 unidades internacionales;
  • La jeringa de 3 ml: Se utiliza generalmente para la administración de soluciones intramusculares, es graduada y dividida en milímetros cúbicos, que significa que 3 ml se dividen en partes iguales con graduación de identificación que corresponden a 3 por 30 que es igual a 0,1 ml o esta jeringa se divide de 0,5 en 0,5 ml, y cada 0,5 ml se divide en 0,1 ml;
  • La jeringa de 5 ml: Se utiliza generalmente para la administración de soluciones intramusculares, es graduado se divide en milímetros cúbicos, que significa que 5 ml se dividen en partes iguales con graduación de identificación que corresponden a 5 por 25 que es igual a 0,2 ml o es decir, esta jeringa se divide de 1 ml, cada 1 ml se divide en 0,2 ml;
  • La jeringa de 10 ml: Se utiliza generalmente para la administración de soluciones endovenosas, es graduado se divide en milímetros cúbicos, que significa que 10ml se dividen en partes iguales con graduación de identificación, divididos en 10 por 50 que es igual a 0,2 ml o sea ​​esa jeringa dividida de 1 ml, y cada 1 ml se divide en 0,2 ml;
  • La jeringa de 20 ml: Se utiliza generalmente para la administración de soluciones endovenosas, es graduada y dividida en milímetros cúbicos, que significa que 20 ml se dividen en partes iguales con graduación de identificación, una jeringa de 20 ml tiene números enteros, pues 20 por 20 es igual a 1 ml, o sea esa jeringa se divide en 1 ml;
  • La jeringa de 60 ml: Se utiliza generalmente para aspiración e inyección de grandes volúmenes líquidos y soluciones, y alimentación enteral, durante procedimientos médicos, su escala de graduación de 1 en 1 ml.

NOTA!

No olvide, cada 1 ml es igual a 1 centímetro cúbico que corresponde a 1 CC, siendo que la unidad es igual a 0,01 ml.

Ver más en nuestro canal YouTube:

Comentários